[dynamic-sidebar id='Debajo header']
SILLICON VALLEY

Lobos BUAP y Atlas empatan a ceros

[dynamic-sidebar id='Arriba post']

La lluvia que cayó en Puebla mojó la pólvora de Atlas y Lobos en el inicio de la jornada sabatina, tras un concierto de fallas en el Estadio Olímpico de la BUAP, se firmó una desangelada paridad sin anotaciones. Los Rojinegros perdonaron en varias oportunidades, pero la más clara la erró el equipo local al desperdiciar un penalti en los pies de Kazim Richards.

Empate que sirve de poco a ambos equipos, pues los licántropos llegaron a cuatro unidades, mientras que los tapatíos apenas sumaron su segundo punto y todavía no ganan en el Apertura 2018.

Los Zorros salieron sueltos a la cancha del Olímpico Universitario. No habían pasado ni tres minutos cuando Ricardo Álvarez hizo una triangulación con Andrés Andrade, pero el atacante argentino erró su disparo dentro del área.

Por todas las zonas del campo, sin dejar oportunidad a Lobos, el Atlas movió el esférico gracias a la velocidad del ‘Rifle’ y la picardía de Clifford. Lobos corrió en busca del balón y fue agobiado por un cañonazo de zurda por obra de Ulises Cardona. El joven tapatío puso a prueba a Antonio Rodríguez de larga distancia, y aunque la jugada no trascendió, los visitantes presumían su comodidad en territorio poblano.

La BUAP era tibia, sin mucha idea o agresividad para contrarrestar la enjundia atlista, lo más peligroso había sido un tiro descompuesto de Olascoaga. Atlas tuvo un par de oportunidades más que no supo capitalizar: disparo de Clifford desviado del arco poblano y una aproximación de Andrés Andrade que terminó en la humanidad del guardameta local.

Pese al dominio rojinegro, Lobos BUAP tuvo la opción más clara en el primer lapso. Una pena máxima a su favor que desperdició Kazim Richards, luego de un trazo estrellado en la base del poste. Las acciones se fueron sin goles al medio tiempo.

La tónica no se modificó en el complemento, aunque los licántropos tenían la obligación de atacar por su condición de local, el Atlas fue el único protagonista. La lluvia mermó el espectáculo y el traslado del balón complicó un mejor desarrollo.

Los Zorros mantuvieron la intensidad, hubo otra gran jugada colectiva; sin embargo, Andrés Andrade definió por encima del arco cuando estaba frente a Rodríguez, acción clarísima que desaprovechó el colombiano. Ya no hubo más en el Estadio Olímpico de la BUAP, empate sin goles entre Lobos y rojinegros.

[dynamic-sidebar id='Abajo post']